martes, 8 de enero de 2008

Uñas fuertes y hermosas


Cuidado, técnicas y tratamientosPatricia Prietopatricia.prieto@laopinion.com08 de enero de 2008El cuidado de las uñas es parte de la vanidad femenina. Por esto, desde las antiguas civilizaciones se inventaron instrumentos para su corte y limado, y se usó el ingenio para sacar tinturas de plantas para teñirlas y dar a las manos de las damas un toque de cuidado, elegancia, distinción.
Esta misma vanidad dio pie para la creación del rentable negocio de la manicura, que hasta hace pocos años se ofrecía tan sólo en salones de belleza o a domicilio. Hoy, ante las tendencias de la moda y los avances tecnológicos, han surgidos centros o spa que se dedican específicamente a realizar manicuras con novedosas técnicas para esculpir uñas postizas, colocar extensiones o adornar las uñas con piedras preciosas o vistosas calcomanías.
Flor Leaños, manicurista y supervisora del Western Beauty Institute, en Panorama City, describe las diferentes técnicas de manicura que existen.
La manicura tradicional consiste en dar un masaje ligero en las manos para luego limpiar, limar y pintar las uñas. Dentro de este servicio, se puede solicitar el popular estilo de uñas francés, en el cual se pinta la uña con un esmalte transparente, con un tono rosado, beige, lila o blanco y se define su borde con un tono extrablanco. Este servicio de manicura se puede proveer también a domicilio.
Un servicio más elaborado es el de escultura de uñas postizas o acrílicas, colocación de extensiones en las puntas de las uñas y decoración con pinturas creativas, calcomanías o piedras preciosas.
Leaños explica que este tipo de manicura es ideal para quienes tienen uñas débiles, quebradizas y de pobre crecimiento y que desean lucir unas uñas largas y moldeadas.
"Cuanto se opta por este servicio, no se debe poner ningún tipo de aceite ni crema antes en las manos ni uñas porque el acrílico con que se moldeará la uña no se pegará a la uña natural", aclara la especialista en uñas.
Dentro del servicio de las uñas esculpidas o moldeadas existen las siguientes opciones:
Acrílicas: son las más populares. Leaños dice que éstas se elaboran sobre la uña natural de la persona, y su procedimiento de moldeo comprende los siguientes pasos: pulida de la superficie de la uña natural para quitarle su aceite natural, aplicación de una base especial que ayuda a que el polvo de acrílico quede pegado sobre la uña y se pueda manipular con facilidad para darle el largo y la forma deseada de la uña esculpida.
"El polvo acrílico no debe por ningún motivo tener contacto con la cutícula, porque de hacerlo se corre el riesgo de promover infecciones u hongos", apunta la entrevistada.
Luego, hay que dejar secar el acrílico y, cuando la uña queda completamente formada, se le pinta siguiendo el procedimiento de la manicura tradicional.
Extensiones plásticas: conocidas también como tips o puntas plásticas. Se pegan a la uña natural a la altura que la clienta desea. Las extensiones plásticas vienen en diferentes colores o diseños. "Se adhieren directamente al borde de la uña con un pegamento especial. Luego se corta y lima al largo que desea la persona", comenta la experta.
Para colocar estas puntas de plástico es importante que la clienta tenga suficiente uña que sobresalga de la yema del dedo. De lo contrario, al colocar el adhesivo esté quedará directamente sobre la piel y se provocarán infecciones.
Leaños agrega que tampoco deben colocarse sobre uñas quebradas o con padrastros, porque con seguridad producirán una infección.
De gel: son uñas esculpidas que se ajustan a la anatomía de la uña natural con el mismo procedimiento de las acrílicas. Cuando la primera capa de gel está completamente seca, con la ayuda de una luz ultravioleta la clienta puede pedir que le coloquen extensiones (o puntas de plástico).
También pueden solicitar que le hagan las llamadas uñas incrustadas, que consisten en elaborar cierto diseño con el mismo gel o incrustar alguna piedra preciosa o calcomanía (de diversos colores) antes de colocar la última capa de gel. Luego, se coloca las uñas de nuevo bajo la luz ultravioleta y, al estar secas, se liman y pulen para darles el largo deseado.
En este procedimiento, denota Leaños, también es importante cuidar de no tocar la cutícula ni los surcos de las uñas para evitar su laceración con adhesivos y químicos.
Leaños señala que el cuidado y mantenimiento periódico de las uñas acrílicas y de las extensiones es esencial para evitar las infecciones en las uñas.
"Para evitar los hongos, la persona tiene que visitar cada dos semanas a la manicura para que le hagan su relleno de acrílico en la zona que ha quedado descubierta al crecer la uña", explica la experta. "Este relleno periódico previene la humedad y los hongos precisamente en el área donde comienza a faltar el acrílico".
Agrega que el cuidado cotidiano de las uñas acrílicas contribuye a su duración y a la buena salud de la uña natural.
Unas uñas acrílicas bien cuidadas pueden durar unos seis meses.
Para tener en cuenta
Flor Leaños, especialista en uñas, dice que las mujeres u hombres con uñas postizas o sintéticas deben de poner atención a éstas cuando sienten dolor u observan cambios en la coloración o sufren lesiones en sus uñas verdaderas.
También tienen que evitar que les trabajen una uña postiza o escultural sobre una uña lastimada o quebrada, para evitar los hongos. Asimismo, aconseja cerciorarse que la manicura tiene entrenamiento y licencia de California.
En cuanto al salón asegúrese que esté aseado y que cumpla con las normas de higiene y desinfección que exige este tipo de servicio.
CUIDADO DE LAS UÑAS NATURALES
Para tener unas uñas naturales sanas, Flor Leaños indica que hay que seguir los siguientes consejos:
Usar diariamente una crema humectante para manos y uñas.
Nunca cortar la cutícula. Al hacerlo, ésta vuelva a salir más gruesa y rápido.
Al pintar las uñas ponga primero una base que las proteja del esmalte y nunca deje el mismo esmalte, particularmente de tono rojo, puesto por más de una semana.
Use endurecedores que fortalecen la uña y coma alimentos que contengan calcio, hierro, vitamina B y potasio (tales como mariscos, lácteos y soya).
Tome suficiente aguapara mantener el cuerpo y las uñas hidratadas


Fuente:

La Opinión Digital

8 de Enero de 2007



No olvides visitar