martes, 5 de agosto de 2008

Un tratamiento para tu piel


Colocados sobre un anillo, un collar, una pulsera o unos aretes, los diamantes siempre han sido considerados los mejores amigos de la mujer, pues han resaltado su belleza a lo largo de la historia.
Actualmente, también se pueden encontrar en variados tratamientos que ofrecen algunos exclusivos spas. La joya más preciada del mundo es utilizada en terapias de cabina debido a que contribuye a reducir las arrugas, corrige la flacidez, mitiga el estrés, inyecta energía positiva y equilibra la piel de todo el cuerpo.
Los originales tratamientos son llamados Diamond Magnetic (Diamante magnético) y han tenido gran éxito debido a que combinan la belleza con la salud.
La piedra, o su polvo, se utiliza en una variada gama de procesos entre los que se encuentran la exfoliación, balneoterapia, masaje corporal, facial, manicure y pedicure. Todas estas innovaciones cosméticas ofrecen las mismas propiedades terapéuticas, ayudando a renovar el cuerpo y la mente.
Algunos de los beneficios del mineral más duro del mundo es que al aplicarlo sobre la piel elimina las células muertas, suciedad y otras impurezas, suavizándola, aportando luminosidad y mejorando el tono del cutis.Para empezar
El neuro masaje con diamantes comienza con la colocación de siete gemas en los siete chakras del cuerpo, por la parte superior. Para la cultura hindú, los chakras son círculos energéticos y se localizan en la punta de la cabeza fuera del cuerpo, en la cabeza, garganta, corazón, ombligo, pelvis y periné.
Los diamantes ayudan a equilibrar con mayor rapidez la energía de estos puntos, y a que el organismo reciba todos sus beneficios. Posteriormente, se hace lo mismo con el cuerpo boca abajo, abarcando la columna vertebral. En esta zona se aplica una emulsión floral o mineral con un ligero goteo, para lograr una mayor relajación.
Enseguida, la terapeuta aplicará sobre todo el cuerpo una emulsión conformada por hierro micronizado, polvos de diamante y un toque de la esencia preferida; el proceso se realiza con ayuda de un imán de neodimio.
Al final, se cubre el cuerpo con toallas calientes antes humedecidas con agua purificada para sellar los brillantes polvos.
Además de los beneficios obtenidos gracias a las propiedades de los diamantes, la terapia magnética ayuda a contrarrestar los efectos de la contaminación electromagnética, inyectando energía positiva al cuerpo. Este tipo de contaminación es recibida por medio de las emisiones electromagnéticas de aparatos como televisores, hornos de microondas y celulares, que alteran los niveles de pH normales en el organismo.
La tarea de la terapia magnética es normalizar esos niveles, facilitando la actividad de los linfositos (anticuerpos) para formar una barrera contra enfermedades o infecciones.Lujo con historia
¿Qué hay detrás de esta cotizada piedra preciosa?
■ El nombre del diamante proviene del griego ‘adamas’ o ‘adamantem’, que significa ‘el invencible’ y se le atribuye debido a su peculiar dureza.
■ Las civilizaciones orientales fueron las primeras en conocer esta preciosa joya.
■ Las regiones ricas en diamantes son: India, Brasil, Venezuela y Sudáfrica.
■ Se cuenta que Cleopatra, la reina egipcia, utilizaba los diamantes para conservar su belleza y juventud.


Fuente:

El Siglo de Torreón

5 de Agosto de 2008



No olvides visitar