miércoles, 23 de septiembre de 2009

Crema para ojos



Los párpados son delgados pliegues de piel que protegen al ojo del daño ocasionado por objetos extraños, sustancias potencialmente nocivas, viento, polvo, luz intensa o la invasión de bacterias, virus y hongos, responsables de infecciones, a la vez que permanecen abiertos el tiempo suficiente para recibir impulsos luminosos, formas y tamaños

Pero no sólo esto, ya que el movimiento de los párpados contribuye a esparcir líquido sobre la superficie de los ojos, y cuando se mantienen cerrados ayudan a mantener la humedad que la córnea necesita para no dañarse.Empero, el desplazamiento constante del párpado, así como la característica de que junto con sus zonas aledañas es la piel más delicada de todo el cuerpo humano, favorece la formación de líneas de expresión, arrugas y "patas de gallo" que afectan la estética natural del rostro, motivo por el que se han formulado cremas para el contorno de ojos tanto con fines cosméticos y de higiene como para proteger a uno de los sentidos más importantes: la visión.Contrario a lo que mucha gente piensa, no hay edad predeterminada para iniciar un tratamiento que elimine las imperfecciones en esta región, pero lo ideal es empezar a cuidarse antes de que aparezcan problemas visibles ocasionados por edad y ritmo de vida.Las cremas para el contorno de ojos cumplen dos objetivos: hidratar y reafirmar, debido a que en esta región se presentan, de manera habitual, deficiencias en el nivel de agua y grasa. La particularidad de este caso radica en que los productos diseñados para este fin se basan en fórmulas suaves, debido a que las cremas corporales y faciales pueden ser agresivas y originar irritación.La falta de humedad resta elasticidad a toda la piel, pero particularmente a esta zona, hecho que facilita la aparición de las típicas arrugas y líneas de expresión que se acentúan con la edad, o sólo al hablar, reír o llorar.La aplicación de una crema para el contorno de ojos ayuda a mantener la hidratación adecuada y a compensar en las mujeres los daños y la resequedad que pudiera ocasionar el maquillaje.Las arrugas no son el único particular en el contorno de ojos, pues también pueden presentarse problemas de bolsas y ojeras, cuya presencia es en ocasiones misteriosa y espontánea, pero que suele vincularse con poco descanso y deficiente circulación sanguínea.Entendemos por bolsa a la antiestética acumulación de tejido que se produce en el párpado inferior del ojo debido a exceso de grasa y a inflamación. El uso de algodones empapados en manzanilla o cremas para el contorno de ojos aplicados mediante suave masaje ayuda a disolver la hinchazón.En cuanto a las ojeras o coloración azulada en la zona inferior de los ojos, también se recomienda el uso de cremas especiales para la región, a la vez que debe evitarse el contacto innecesario con el Sol, ya que éstas pueden acentuarse.En general, para evitar la presencia de arrugas, ojeras, bolsas o irritación de la piel, es necesario quitar el maquillaje antes de dormir, para lo cual se recomienda lavar la cara con agua y jabón, y usar desmaquillantes especiales para ojos libres de aceite utilizando un algodón.Por último, debe destacarse que aunque estos productos ayudan a tener una piel sana, es necesario observar otras medidas que coadyuven a mantener la salud de nuestros párpados, como evitar desvelarse, asolearse en forma prolongada y consumir tabaco y alcohol en exceso. También es necesario llevar una dieta balanceada que incluya cantidades adecuadas de agua (2 litros al día) y alimentos con vitaminas A (antiarrugas), del complejo B (promueven la regeneración celular), C y E (combaten radicales libres), F (fortalece la piel) y H (da lustre).Fuente: saludymedicinas.com


Fuente:

Info7

23/09/09



No olvides visitar