jueves, 3 de septiembre de 2009

Noches de fantasía


Atrevimiento e imaginación son las palabras que marcan las tendencias del maquillaje en esta temporadaA las celebraciones, comidas, cenas, citas con la familia y amigos, por supuesto queremos acudir lo más atractivas posible. Y el maquillaje se renueva para lucir alegre y festivo, señalando la importancia de todos los elementos del rostro y con una base de maquillaje suave, sólo para corregir.
Las sombras de ojos proyectan una mirada luminosa e intensa pero fresca.
Propuestas de temporada
Reflejos iridiscentes para los pómulos, sensualidad y sofisticación en labios rojos, brillos en las uñas y notas de fantasía en escote, espalda y nuca, con tatuajes removibles.
Siguiendo al pie de la letra las tendencias que dicta la moda, el maquillaje pone especial énfasis en el color. Rosas, fresas, rojos, morados, malvas, azules, verdes, oros y cobrizos.
El efecto luminoso se mezcla con el estallido del color, pero se deben elegir con criterio los que favorezcan más, que envuelvan las facciones en un aura femenina.
Antes de elegir, conviene conocer cuáles son los que te favorecen:
Rosas pálidos: sientan muy bien tanto a las pieles claras como a las oscuras
Tonos ciruela: muy de moda, quedan maravillosos en pieles blancas
Rojos vivos: resaltan el color de la piel, cuidado con ellos
Transparentes: beiges, melocotones, marrones, mokas, crean un look natural
Nacarados: deben utilizarse con cierta prudencia, son fantásticos para las fiestas Las claves de la fiesta
Lo más importante es que el rostro no revele el estrés de los preparativos, ni el cansancio acumulado de las fiestas. Aunque la base de maquillaje atenúa los síntomas de fatiga, lo más importante es cuidar y mimar la piel con tratamientos específicos para que reciba el color en las mejores condiciones posibles.
Antes de empezar con el maquillaje es fundamental aplicar un tratamiento que proteja y fortalezca la piel, ofreciendo una protección intensiva contra los radicales libres.
El color de la base de maquillaje debe ser natural para que sea como una segunda piel, debe aportarle tersura, reafirmar, minimizar las arrugas y un acabado radiante.
Para fijar el maquillaje es necesario aplicar polvos sueltos que maticen los brillos, porten un halo de frescura y permitan lucir un rostro sutilmente nacarado.
publicidad

Los ojos se deben maquillar con tonos oscuros en la zona más próxima a las pestañas, con una gama más clara en el párpado móvil y un tono más intenso en el pliegue, para dar profundidad y misterio a la mirada.
La mascara de pestañas es el punto final del maquillaje de ojos. Embellece y protege, sobre todo si tiene una fórmula enriquecida con vitaminas, que te dé un mayor volumen y alargamiento en tus pestañas.
Con un look intenso las deja más largas y hermosas.
La boca es el aspecto fundamental del maquillaje y centro de todas las miradas. Lo más importante es delinear perfectamente los labios y después rellenar con color.
Por último se debe aplicar el rubor sobre los pómulos de manera que resulte como un pequeño sonrojo natural.
Para las uñas podemos elegir desde el elegante rojo hasta otros colores divertidos y brillantes como el rosa, que proporciona un acabado sumamente cálido.
Son pocas las oportunidades que tenemos para acentuar el maquillaje, y estos días son los más apropiados. Las tendencias son muchas, pero sólo uno el objetivo: brillar como nunca.


Fuente:

El Mañana

03/09/09