lunes, 10 de noviembre de 2008

Belleza piel: ¡Stop al estrés!


Ya sabíamos que la piel sufre con agresiones externas como las radiaciones ultravioleta, la contaminación o los cambios bruscos de temperatura. Pero ahora hay que sumarle un enemigo más: el estrés. Y es que, aunque esté muy manida, la frase “la cara es el espejo del alma” es ahora más cierta que nunca: todo lo que lo que nos inquieta o preocupa en nuestro fuero interno acaba por pasarle factura a nuestra epidermis.
En este sentido, los científicos de laboratorios Clinique han elaborado un estudio que demuestra que el estrés psicológico puede dañar las defensas naturales de la piel o, lo que es lo mismo, acelerar precozmente su envejecimiento. “El estrés nos afecta a nivel emocional, pero también deja sus huellas en el cuerpo –afi rma Paolo Giacomoni, director de Investigación y Desarrollo de los laboratorios Clinique–. Cuando estamos estresados, liberamos hormonas como la adrenalina y el cortisol, que pueden provocar irritación y pérdida de la función inmunitaria de la piel. Así, con las defensas mermadas de su barrera de protección natural, la epidermis se vuelve mucho más vulnerable y envejece con más rapidez”. De esta forma, ya sea por factores internos o por agentes externos, la epidermis acaba dando la voz de alarma. Y lo hace en forma de irritaciones, sequedad, falta de luminosidad y arrugas más profundas o marcadas.

Fuente:

HoyMujer

10 de Noviembre de 2008



No olvides visitar